02 Abr 2018

Ha sido un propósito de este blog hablar desde la teoría y la práctica en temas relacionados a crianza. Normalmente Caro les escribe desde sus conocimientos y su formación como sicóloga, sus conocimientos en neurodesarrollo y su experiencia y formación en educación y yo les comparto como aplicamos (o no aplicamos) en mi familia estos conceptos y cómo nos va en la vida real con ellos. Normalmente yo les abro las puertas de mi casa y les comparto un poquito de mi vida y la de mis hijos.

 

Hoy, quiero compartirles un poco un tema del que pocas hablamos, un tema del que Caro no ha hablado y del que probablemente seguiré hablándoles y compartiéndoles bastante.

 

El año pasado, Simón, mi hijo de 4 años, fue diagnosticado con Autismo de alto funcionamiento (conocido como Asperger), sus síntomas son leves y hasta hoy no tenemos dificultades en su aprendizaje y crianza y tenemos muchísimas cosas positivas. Simón está bien y nuestra familia también, estamos enfocando nuestros esfuerzos en aprender y prepararnos para tener herramientas que nos ayuden a garantizar la calidad de vida a todos. Sin embargo ha sido un camino bastante difícil: he llorado, he pataleado, he odiado el Asperger con todas las fuerzas y también he logrado entender y agradecer por esto en mi vida.  En este camino he encontrado que somos muchas las mamás que nos enfrentamos al tema y muy poco conversamos al respecto… para mí hablar del tema ha sido valioso, encontrar otras personas que van en mi camino me ha sumado muchísimo, es por esto que nació mi blog personal y es por esto que hoy quiero compartirlo, porque si podemos entre todas sumar para caminar este camino, porque no?

 

Hoy les quiero presentar a www.lightitblue.net, mi blog personal, es un espacio y una luz para mí, para hablar de mis miedos, angustias, dolores, felicidades, alegrías, emociones, etc… Es un espacio mío, es mi luz, es mi lugar

 

Sus comentarios son muy bienvenidos 💙

rutinas